domingo, 22 de marzo de 2009

Onda verde


Veníamos bien. Compré la ilusión de postres de chocolate que no engordan, sustitutos sanos de flan casero, el yogurt hecho con frutas exóticas. Quesos, bebidas saborizadas, etc. Es cierto, extendieron mi universo calórico y crearon en mí una fantasía más valiosa que la de la navidad misma. Pero este affaire se terminó hoy. Leyendo el sobrecito de un sabroso jugo de manzanas deliciosas, los descubrí. Sólo una manga de chamulleros puede adornar tanto las propiedades de un simple juguito. Señores de Ser: "analcohólico" no es una palabra. No abusen de los prefijos como abusan de nuestra inocencia.

3 comentarios:

clarita dijo...

justo leí tu post segundos después de haber encontrado este lindo blog hiposacarinoso:
http://cannelle-vanille.blogspot.com
saludos!

Personas en la sala dijo...

Están buenísimas las fotos, dan ganas de comerse todo, aunque no sepa bien qué gusto tiene el ruibarbo, jejej.

mge dijo...

JAJAJA.

Muy bueno.

Recuerdo que en los envases de 200ml. de jugo Baggio de una fruta X (probablemente manzana) decía Hecho en Argentina y abajo: Made in argentinE.

Lo cual es un error, evidentemente, pero me hizo pensar en si las cosas valen más por cómo se hacen o por su procedencia.

Podríamos armar un grupo de reflexión a partir de la literatura de envases.